Joven entra a casa pensando que era un cibercafé

cibercafé

La historia de esta joven se volvió viral en TikTok donde cuenta cómo ingresó a la propiedad, uso una computadora y terminó comiendo un rico pozole.

Nuevamente TikTok nos sorprende con una historia irreal. En esta ocasión, el video de una chica despistada se hizo viral en la red de videos cortos. Y es que, la chica ingresó a una casa pensando que era un cibercafé, sin embargo, al finalizar su «servicio», la joven se dio cuenta que era propiedad privada y hasta le ofrecieron una rica comida.

La usuaria que contó esta graciosa historia es Fathyma Lex. La joven narró la anécdota que vivió en la universidad, cuando buscaba un café internet para imprimir algunos documentos. Al no tener impresora en casa, decidió salir a buscar un lugar para hacerlo.

Fathyma estaba desesperada al encontrar cerrados los locales, o ver que no tenían impresiones. La joven siguió buscando un establecimiento abierto, y no descansó hasta hallarlo, o al menos, eso fue lo que creyó.

“Seguí caminando y caminando hasta encontrar un ciber. Y eso pasó, encontré uno que la verdad sí se me hizo muy peculiar porque nada más tenía dos computadoras pero dije ‘este no es el momento de estar de juzgona’ y me metí”, cuenta Fathyma.

La joven entró al lugar, saludó a un hombre que estaba ahí, se sentó en una de las computadoras y hasta pidió un mouse. El hombre se lo dio sin decirle más y la dejó trabajar tranquilamente.

El momento de la verdad

Todo parecía normal, hasta que unos niños se acercó para ofrecerle un vaso de refresco. Fathyma lo aceptó pensando en que se trataba de un gesto de amabilidad por parte de los dueños del cibercafé. Pero, su idea cambió cuando la familia le ofreció un plato de pozole.

Cuando Fathyma terminó de imprimir sus papeles, preguntó cuánto debía, pero el señor de la casa le dijo que no era un cibercafé. Aunque para él fue extraño verla llegar tan tranquila, no quiso interrumpirla y la dejó trabajar.

“Yo empecé a sentir la cara pero si bien caliente, le dije ‘pero cómo que no es ciber, señor, ¿por qué no me dijo?’ y dice ‘no, muchacha, es que yo te vi muy concentrada y la verdad es que no te quise interrumpir’”.

Con toda la pena del mundo Fathyma dejó 20 pesos en una mesa, agradeció nuevamente y se fue del lugar rápidamente. Afortunadamente, la tiktoker terminó su video contando que junto a una beca que ganó con los papeles que imprimió ese día, también ganó una impresora.

@fathymalex

Responder a @fernandacolin70 aquí está el Story time, así tengo varias historias espero no aburrirlos jaja 🙁 #foryou #parati

♬ sonido original – Fathyma Lex

Disfruta de todo el contenido de EstrellaTV aquí: estrellatv.com